¡Atención! Este sitio usa cookies.

Si no cambia la configuración de su navegador, acepta su uso.

Acepto

CLUB CICLISTA

LA CAROLINA

Menú Navegación

 Los frenos hidráulicos de nuestras MTB actuales son componentes de gran precisión. Gracias al sistema hidráulico conseguimos una instantánea y potente frenada, debido a que el líquido de frenos transmite la fuerza ejercida sobre las manetas hacia los pistones de la pinza de una forma rápida y eficaz.

Con el paso del tiempo podemos observar pérdida de efectividad en la frenada, a pesar de estar nuestras pastillas enteras. Tacto esponjoso de la maneta, e incluso que llegue a hundirse hasta el puño, son síntomas de que se ha filtrado aire o agua en el circuito de frenos.

SHIMANO DEORE

Si queremos extraer las burbujas de aire del circuito, debemos purgar los frenos. Si además queremos cambiar el líquido, porque dudamos de su buena condición, entonces tenemos que sangrar los frenos.

 

Hay principalmente dos tipos de liquido de frenos, y cada marca apuesta por uno en función de sus virtudes y defectos:

- Líquido DOT (Avid, Hope, Fórmula, Hayes....). Hay varios grados de DOT, debemos usar el recomendado por el fabricante. Su principal ventaja es un punto de ebullición alto, que permite soportar mayores temperaturas de funcionamiento. Su mayor inconveniente es la sensibilidad a la humedad, si se filtran moléculas de agua en el circuito, es muy fácil que el sistema falle, ya que al calentarse el agua se convierte en gas, y esto provoca el odioso tacto "esponjoso". Además el DOT es corrosivo, y requiere juntas/retenes especiales, que en ocasiones hay que cambiar. El líquido DOT debe cambiarse cada año o cada dos, debido a estos problemas.

- Aceite Mineral (Shimano, Magura). Repele el agua, y esta es su principal ventaja respecto al DOT. Al no ser corrosivo, retenes y juntas permanecerán en buen estado durante toda la vida del freno. Sin embargo el punto de ebullición es más bajo, sobre los 225º, por lo que Shimano trabaja mucho en la refrigeración de discos, pastillas y pistones. Este tipo de frenos también requieren mantenimiento, aunque en menor medida.

 En este tutorial vamos a explicar el sangrado y purgado de unos frenos hidráulicos shimano deore. Hemos añadido el vídeo de Jonathan Álvarez al final mostrando todo el proceso.

 

Material Necesario:

- Llaves allen 2,5 y 4.

- Aceite mineral (para shimano en nuestro caso).

- Llave de 7mm para tuerca hexagonal.

- Jeringuilla con tubo para la tuerca de sangrado.

- Embudo o jeringuilla abierta para orificio de purgado.

- Servilletas de papel.

 

01 MATERIAL

 

Paso 1: Colocar la maneta de freno horizontal. Aflojamos el tornillo de sujección y colocamos la maneta horizontal, con el tornillo de purgado hacia arriba para que no se derrame líquido al quitarlo. Podemos rodear la maneta con servilletas o papel higiénico para evitar que caiga aceite al disco de freno y pastillas.

 

02 PONER FRENO RECTO 

Paso 2: Quitar tornillo de purgado. Con la llave allen 2,5 desenroscamos y quitamos el tornillo de purgado, que nos da acceso al depósito de aceite de la maneta de freno. Al quitar el tornillo hay que tener cuidado de no perder la pequeña junta tórica que asegura el sellado del depósito.

 

03 QUITAR TAPON MANETA

 

Paso 3: Colocar embudo de purgado. En nuestro caso una jeringuilla abierta que cumple la misma función. El embudo recogerá el liquido viejo que saldrá por el orificio de purgado.

 

04 PONEREMBUDO

 

Paso 4: Quitar tapon de goma del tornillo de sangrado. El tornillo de sangrado tiene un pequeño tapón de goma que lo protege de la suciedad.

 

05 QUITAR TAPON PINZA

 

Paso 5: Llenar jeringuilla con aceite nuevo y colocarla sobre el tornillo de sangrado. Hay que intentar que no quede aire dentro de la jeringuilla. El tubo de goma debe encajar perfectamente sobre el tornillo de sangrado, y ajustar bien para que no escape líquido al inyectar.

 

06 PONER JERINGUILLA

 

Paso 6: Abrir el tornillo de sangrado. Abrimos el tornillo de sangrado, girando con la llave a la izquierda, abriendo así el paso de aceite. Entre un cuarto de vuelta y media vuelta es suficiente.

 

07 ABRIR PASO ACEITE

 

Paso 7: Inyectar el aceite de frenos nuevo. Tendremos cuidado de no inyectar aire, colocando la jeringuilla vertical con el tubo hacia debajo, quedando así la burbuja de aire tras el líquido. Al inyectar aceite nuevo por el tornillo de sangrado, obervamos que la misma cantidad de aceite viejo y sucio aparece en el embudo que pusimos en la maneta. Inyectaremos por la pinza hasta que empice a salir el líquido nuevo por el embudo de purgado en la maneta, indicando lógicamente que todo el líquido viejo ha sido empujado hacia el embudo anteriormente. El aceite mineral que yo estoy usando es verde y es fácil detectar cuando termina de salir el viejo que es incoloro.

 

08 LIQUIDO SUCIO EMBUDO

 

Paso 8: Cerrar tornillo de sangrado. Giramos con la llave hexagonal en sentido de las agujas del reloj, cortando así el paso de aceite. Limpiamos con una servilleta y colocamos el tapón protector de goma. 

 

09 CERRAR PASO ACEITE

 

Paso 9: Purgar freno. Aunque hayamos tomado precauciones, y ya que tenemos el embudo de purgado puesto, es buena idea purgar los frenos para extraer las pequeñas burbujas de aire que puedan quedar. Para ello damos primero pequeños golpes al latiguillo de freno, empezando por la pinza y terminando en la maneta, ayudando así al aire a subir. Finalmente, y aún con el embudo puesto, accionamos el freno repetidamente hasta el fondo. Si el circuito tenía aire, veremos aparecer las burbujas del orificio de purgado.

 

10 SOLTAR BURBUJAS11 PURGAR FRENO

 

Paso 10: Retirar embudo y cerrar orificio de purgado. Con cuidado de no manchar, retiramos el embudo o jeringuilla. Mi juego de jeringuillas contine unas pestañas de plástico que estrangulan el tubo y no deja caer así el aceite. Al quitar el embudo o jeringuilla, el orificio de purgado debe quedar enrasado con aceite mineral. Si no es así, añadir con cuidado un par de gotas. Finalmente colocamos el tornillo que cierra el orificio de purgado, acordándonos que incluye una pequeña junta de goma. Ya solo queda colocar la maneta en su posición original, y... ¡listo!

 

Vídeo demostrativo:

 

Si estábamos experimentando problemas en los frenos, debemos apreciar ahora un accionamiento de la maneta mas firme y precisa, ya que hemos eliminado todo el aire, suciedad y agua que pudiese haber en el circuito. ¡Un saludo rider!

 

Comentarios   

0 #1 Francisco Javier Sánchez Gragera 19-10-2016 09:02
¡Espero que sea de utilidad!
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Login & Noticias